¿Cómo llega la electricidad a nuestras casas?

La luz es la energía más importante que tenemos en nuestras vidas, usándola entre otras cosas para hacer funcionar los aparatos que necesitamos en nuestro día a día. Pero, ¿sabes cómo se produce y cómo llega hasta nosotros?

Seguro que alguna vez te has preguntado cómo llega la electricidad a nuestra casa o a nuestro lugar de trabajo y sientes curiosidad por saber cuál es el recorrido que realiza para que cuando pulsamos el interruptor tengamos luz inmediatamente.

El proceso que sigue la electricidad hasta llegar a nosotros

A continuación te explicamos todas las fases con detalle.

  • Producción de la energía eléctrica

Lo primero que debes saber es que la electricidad es una energía de carácter secundario, lo que significa que necesitamos producirla porque no la encontramos en la naturaleza. Para generar electricidad transformamos, por tanto, energías primarias que pasan por una serie de procesos. Una vez obtenida, el siguiente paso es ajustar la potencia para transportarla hasta nuestras casas y así poder ser consumida.

  • Transporte de la energía eléctrica

Cuando la electricidad se produce, se dota de más tensión para que pierda la menor energía posible durante el transporte, lo que se lleva a cabo en los centros de transformación. Cuando ya tiene la potencia necesaria para ser transportada, se lleva hasta los principales centros de distribución. Estos se encargan de hacerla llegar hasta los diferentes puntos de consumo.

Las distribuidoras eléctricas cuentan con toda una infraestructura para poder llevar a cabo esta tarea. Y no solamente se ocupan de distribuir la energía eléctrica, también mantienen toda la red a través de la que se realiza el transporte. No obstante, nosotros no podemos elegir la distribuidora que traerá la electricidad hasta casa, ya que el reparto lo regula el Estado, que es quien decide qué distribuidora opera en cada zona del territorio nacional.

  • Comercialización de la energía eléctrica

La electricidad es movida con una fuerza que llamamos tensión. Llega a nuestras casas a través de cables que van entubados en la pared, debajo del suelo o en el techo. Una vez que entra en nuestra vivienda, se puede encontrar con la llave térmica o el tapón fusible. Su función es cortar la luz cuando hay algo que no está funcionando correctamente para evitar que los aparatos se quemen.

Pero para poder disfrutar de energía eléctrica en nuestra vivienda, debemos contratar una comercializadora eléctrica, como Atlas Energia, que es la que nos dará acceso al consumo energético. Debes saber que, actualmente, existen dos mercados distintos en los que podemos contratar el suministro: el mercado regulado, y el mercado libre. En el regulado, las tarifas son gestionadas por el gobierno, y en el libre, las compañías establecen sus propias ofertas. Los consumidores pueden elegir en qué mercado desean contratar el suministro.

Como puedes ver, la energía debe completar un largo recorrido hasta llegar a nuestra casa. Una serie de complejos procesos que conllevan unos costes ambientales, económicos y humanos y en los que intervienen miles de personas. Por eso, es importante que no se malgaste la electricidad y que se realice siempre un consumo sostenible y responsable. Además, también hay comercializadoras, como Atlas Energia, que permite contratar energía de origen 100% verde, gracias a los certificados de garantía de origen (GDO).

¿ Quieres dejarnos tu valoración de nuestro artículo?
[Total: 47 Media: 3.6]
  • Barcelona
  • Paseo de Gracia 118, Principal - 08008 Barcelona
  • 934 528 501
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 18.30h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h
  • Lleida
  • Carrer Riu Ter, 9, 25001 Lleida
  • 973 24 15 22
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 18.30h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h
  • Sevilla
  • Pasaje del Duque, 1 - pl 3 - pta 3. 41002 Sevilla
  • 954 564 500
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 14.30h y 16.00 h a 20.00 h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h