Garantías de origen renovable (GdO): ¿qué son y para qué sirven?

Las garantías de origen son un instrumento que certifica que se ha producido una determinada cantidad de electricidad mediante energías renovables o de cogeneración. Su objetivo es proporcionar información detallada al consumidor sobre el origen de la energía que recibe y el impacto medioambiental que ha tenido su producción, de modo que pueda tomar sus decisiones de compra de electricidad con criterio y de manera responsable.

Aquellos productores de energías renovables que lo soliciten, recibirán una certificación por parte de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) de los kWh que se generan con renovables. Estos certificados pueden ser transferidos a las comercializadoras para que puedan justificar el carácter “verde” de la electricidad que suministran a sus clientes.

Este sistema único en el mundo fue implementado en España por la CE en el año 2007 para potenciar la producción de energía a partir de energías renovables y garantizar el origen de la electricidad.

El problema es que muchas compañías eléctricas usan este reclamo de “electricidad verde” para atraer a aquellos consumidores que son más sensibles con los temas energéticos, ambientales y ecológicos. Sin embargo, es importante saber que no todo lo que se comercializa como “electricidad verde” es igual, por lo que hay que informarse sobre cómo se produce y cómo se está adquiriendo.

En la actualidad, en España se producen alrededor de 72.575 GWh con garantías de origen renovable, de los cuales 40.000 GWh proceden de energía eólica y 20.000 GWh de energía hidráulica. De toda esta energía, el 90% termina en las comercializadoras, siendo Iberdrola la que posee más GWh con garantía de origen renovable. Seguida de Axpo, Acciona, Energy VM, Holaluz, GNera, Som Energia y otras pymes, entre las que se encuentra Atlas Energia.

La cuestión es que, físicamente, resulta imposible separar una de otra, por lo que no podemos decir que el 100% de la energía que vende una compañía procede de fuentes de energía renovable, por lo que, aunque aparezca de esta manera en el certificado de garantías de origen, es casi imposible que sea así.

Otra cosa es cuando, por ejemplo, una empresa compra toda la energía que produce una planta renovable a través de un PPA (Power Purchase Agreement) a 20 años. Sin embargo, en España, toda la energía se compra en el mercado eléctrico (también llamado pool eléctrico), por lo que actualmente una compañía no puede afirmar que la energía que suministra es 100% renovable.

En definitiva, las garantías de origen son un instrumento necesario, pero lo cierto es que todavía son insuficientes. Los usuarios de electricidad deberíamos poder tener acceso a la información relacionada con la producción de la electricidad que utilizamos y saber al 100% de dónde procede o si se tienen en cuenta otros criterios o aspectos de sostenibilidad en el proceso de generación de la electricidad.

  • Barcelona
  • Paseo de Gracia 118, Principal - 08008 Barcelona
  • 934 528 501
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 18.30h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h
  • Lleida
  • Carrer Riu Ter, 9, 25001 Lleida
  • 973 24 15 22
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 18.30h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h
  • Sevilla
  • Pasaje del Duque, 1 - pl 3 - pta 3. 41002 Sevilla
  • 954 564 500
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 14.30h y 16.00 h a 20.00 h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h