Refrescar la casa en verano: aparatos y su eficiencia energética

A lo largo del verano, las altas temperaturas hacen que se deban buscar métodos o aparatos para convertir las habitaciones del hogar en pequeños oasis. Debido a la disposición, las horas de sol y lo protegida que esté la casa en las horas de más calor, esto no siempre es del todo sencillo. 

No obstante, desde Atlas Energia os ofrecemos algunos utensilios que os serán muy útiles, por mucho que en vuestra casa dé el sol todo el día. Os explicaremos sus particularidades, cómo usarlos y su eficiencia energética. De esta manera, tendréis a vuestro alcance algunas opciones para estar más frescos en vuestros hogares

 

¿Cómo refrescar tu casa durante el verano?

Teniendo en cuenta la eficiencia energética y la sostenibilidad de todas las opciones, hemos dividido el listado en dos bloques: aparatos de refrigeración convencionales y aparatos de refrigeración sostenibles. 

 

Aparatos de refrigeración convencionales para tu hogar

 

  • Ventilador: uno de los utensilios más utilizados y aclamados del verano debido a su tamaño, a su bajo precio y a su buena adaptabilidad a casi cualquier lugar o rincón del hogar.
    En cuanto a su eficiencia energética, no depende tanto del modelo como del uso que se da del mismo. Es decir, todos los ventiladores gastan más o menos lo mismo de luz, en función de la cantidad de potencia y el caudal elegido. Por ello, lo más recomendable es situar el aparato en un lugar donde pueda ventilar adecuadamente todo el aire de la casa y a una potencia media o baja.

  • Nebulizador: los nebulizadores se utilizan en zonas exteriores, como terrazas, balcones o porches. Su funcionamiento se basa en la pulverización de agua mediante una bomba a presión, similar a la de un aspersor. Esto permite humidificar el ambiente con agua fresca, ventilando, además, el aire de la zona.
    Además, es uno de los aparatos más sostenibles ya que no tiene por qué utilizar energía eléctrica para funcionar. Por supuesto que existe una gran variedad de modelos y algunos de ellos sí que la usan, pero no es algo obligado o necesario para disfrutar del frescor que proporciona un nebulizador.

  • Aire acondicionado fijo: este es otro de los aparatos más utilizados en los hogares, aunque también uno de los más temidos debido a su alto requerimiento energético. Si bien es cierto que actualmente existen modelos cada vez más sostenibles, hay que dosificar su uso para no tener un susto en la factura de la luz.
    Por supuesto, a la hora de elegir un modelo para el hogar, la primera opción debe ser la etiquetada con un “A+++”. El segundo paso sería revisar con la ayuda de un técnico, los muros y distribución de la casa o piso para concretar dónde situarlo y sacarle todo el partido.

  • Aire acondicionado portátil: este aparato es igual que el anterior, pero con la diferencia y particularidad que se puede mover de un lugar a otro adaptándose al 100% al espacio. Además, no requiere de instalación previa ni de obras para su uso.
    Lo más importante a tener en cuenta para saber si su eficiencia energética es la idónea es su rendimiento estacional en frío (EER). Este debe ser lo más elevado posible, ya que cuanto mayor sea esta cifra, mejor será su eficiencia energética. Un buen modelo tendría un 3,5 de EER, por ejemplo.

  • Enfriadores de aire: el funcionamiento de este aparato se realiza mediante la evaporación de aire. Su mecanismo atrapa el aire caliente de la estancia y lo introduce en un filtro tapado por agua helada, el cual permite enfriar el aire hasta 16ºC y sacarlo al exterior.
    Su gasto energético es muy bajo, aunque requiere de ciertas condiciones concretas para ser instalado. Al necesitar captar siempre aire nuevo del exterior, necesita estar conectado e instalado a una ventana. Esta no tiene por qué dar a la calle, también puede dar a un patio interior. 

ventilador-refrigeracion-verano-sostenible-

Aparatos sostenibles y ecológicos para enfriar tu casa

 

  • Aire acondicionado solar: el funcionamiento de este aparato es el mismo que el del aire acondicionado tradicional, pero con una importante diferencia: su fuente energética es la luz o energía solar. El sistema capta esta energía a través de unos paneles fotovoltaicos, los cuales se instalan en el exterior del hogar. La eficiencia energética de esta maquinaria dependerá de su mecanismo de enfriamiento del aire (existen diversos tipos) y del uso que se dé del mismo.

  • Sistema de refrigeración evaporativa: puede que sea uno de los métodos más antiguos de refrigeración del aire de una estancia u hogar. Su mecanismo utiliza como base el agua helada para enfriar el aire. De esta manera, el aire caliente del ambiente entra en el aparato y ayuda a evaporar el agua fría que está en su interior. El resultado es un aire más frío que se proyecta al exterior y permite atemperar a la baja el clima de la habitación. 

 

¿Tienes más dudas sobre estos métodos? No te pierdas otros artículos del blog de Atlas Energia o ponte en contacto con nosotros. También te podremos ayudar en lo referente a eficiencia energética. 

¿ Quieres dejarnos tu valoración de nuestro artículo?
[Total: 0 Media: 0]
  • Barcelona
  • Paseo de Gracia 118, Principal - 08008 Barcelona
  • 934 528 501
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 18.30h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h
  • Lleida
  • Carrer Riu Ter, 9, 25001 Lleida
  • 973 24 15 22
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 18.30h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h
  • Sevilla
  • Pasaje del Duque, 1 - pl 3 - pta 3. 41002 Sevilla
  • 954 564 500
  • Horario de atención al cliente:
  • 8.30h - 14.30h y 16.00 h a 20.00 h
  • Julio y Agosto de 8h a 15h